domingo, 15 de julio de 2007

The Blue Cave I



Planarias violáceas, suelen abundar ya que aquí encuentran su alimento entre la vegetación adherid a las piedras.

Chromodoris Khronii, por desgracia sólo la hemos visto aquí en esta ocasión, verano 2006.

Este lugar es quizá donde más buceamos a lo largo del verano, está cerca, es fácil, poco frecuentado y en general entretenido. Lo más espectacular es sin lugar a duda los tonos del azul al entrar y explorar la cueva.
Las paredes de la cueva tienen muchos huecos en los cuales siempre suele haber pulpos y alguna morena.